miércoles, 24 de abril de 2013

Con el eco de los Ludi Saguntini...


Resuenan aún por las mortales tierras y el divino Olimpo los ecos de unos Ludi Saguntini espectaculares, por los que un año más no dejan de pasar estudiantes en los que los Ludi dejan una huella imborrable y ellos en los Ludi…Efectivamente, para la mayoría de los mortales los Ludi Saguntini MMXIII clausi sunt, para quienes los llevamos en el corazón todavía queda mucho por hacer…, desmontar, valorar, recoger ideas para mejorar… y sin darnos cuenta “Incipiunt Ludi Saguntini 2014”.
Hace poco un mortal, venido de las tierras del norte, se preguntaba si “¿vale la pena hacer 1000 km para asistir a las Jornadas de culturaclasica.com?” La respuesta es la misma que si ese millar de kilómetros hay que hacerlos para asistir y participar en los Ludi. Son situaciones magníficas para aprender “inter pares”, para ver cómo la mitología entra por los poros y por el juego. No desnudamos a Roma, la vestimos con la toga de los juegos en honor de la “cabeza de Diana” y la “cabeza de Dionysos”. Si hay mortales que no entienden el valor de las Humanidades hoy, lean, vengan a las diferentes Jornadas, aprendan de los jóvenes que acuden a Sagunto… aquí encontrarán la respuesta.
Estos sueños se alimentan de la Gens Classica, de lo que produce y crea, de lo que inventa, de su pasión por enseñar lo mucho que del mundo clásico hay en nosotros. Nada de todo ello ha muerto. Si todavía dudas, incrédulo mortal, asómate de inmortalitate Linguae Latinae. O si tus pies te lo permiten, descubre Creta. Observa con tus propios ojos la mitología para emprendedores. Celebra con nosotros la Magna Celebratio y a los ganadores del Certamen Caesarianum…. Pocas cosas en este mundo están tan vivas  como el mundo clásico y su docencia. Busca a Chiron, fíjate en sus discípulos compitiendo en un agon por alcanzar los “Centauros de Oro”… Sumérgete en una tumba etrusca, mientras tus hijos juegan con el gato Félix y Neptuno para ver quién es capaz de aumentar más la realidad
Sin duda alguna, aún estamos aquí…, como ese misterioso número π.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

  ©Template by Dicas Blogger.